Por mi vida pasan buenas personas a las que he tenido la suerte de conocer. También han pasado por mi vida animales que han sido abandonados, maltratados y desqueridos… Y un día decidí presentarles… parece como si se hubieran buscado incansablemente hasta poder estar por fin, juntos.

Ahora su historia es una experiencia de lealtad, amor y agradecimiento. Hay que vivirlo para saber realmente lo que es; un animal es un Regalo que posee vida y sentimientos.

Si no te ves capacitado para entenderlo, búscale un buen nuevo hogar.